El Departamento de Justicia descartó que los hermanos Alexi Sáenz y Jairo Sáenz enfrenten pena de muerte por el asesinato de siete personas en Long Island, pero un octavo caso está por decidirse.

Los fiscales de la Corte del Distrito Este de Nueva York descartan solicitar la pena de muerte para los hermanos Alexi Saenz y Jairo Saenz, miembros de la pandilla MS-13, por siete asesinatos cometidos en Long Island.

Así lo informó el fiscal Breon Peace sobre “solicitudes de desautorización de la pena de muerte de los acusados”, indica un documento judicial revisado por este diario.

“El Gobierno ha sido autorizado y ordenado por el Fiscal General de los Estados Unidos, Merrick B. Garland, a retirar las notificaciones de intención de solicitar la pena de muerte contra Alexi Sáenz y Jairo Sáenz”, indica el documento.

Los avisos de solicitar la pena de muerte para los hermanos datan del 15 de julio y del 20 de noviembre del 2020.

“[El castigo está] relacionado con los asesinatos de las víctimas Michael Johnson, Oscar Acosta, Kayla Cuevas, Nisa Mickens, Javier Castillo, Dewann Stacks y Esteban Alvarado-Bonilla”, indicó la fiscalía.

Un octavo asesinato, el de Marcus Bohannon, fue atribuido a Alexi Sáenz acusado de “delitos capitales”, pero no hay una decisión sobre pena de muerte al respecto.

“Si bien el Gobierno presentó un memorando que abordaba tanto el asesinato de Bohannon, como las solicitudes de desautorización de los acusados, el Departamento de Justicia aplazó la revisión del asesinato de Bohannon hasta que se tomaran decisiones sobre las solicitudes de desautorización”, se indicó.

De este modo, el Departamento de Justicia tiene hasta el 29 de noviembre para determinar si se autoriza la petición de pena de muerte por el caso de Bohannon cuyo juicio inicia el 4 de marzo del 2024.

El portavoz de la Corte, John Marzulli, descartó ampliar detalles sobre la decisión y los siguientes pasos.

Todavía es posible que los abogados de las víctimas apelen la decisión y busquen la pena de muerte para los pandilleros.

Por Jesús García

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *