Ucrania afirma que drones rusos aterrizaron en territorio rumano durante los recientes ataques a una ciudad ucraniana vecina.

Las tensiones entre Ucrania y Rusia han aumentado tras las acusaciones de Ucrania de que drones rusos cruzaron al territorio rumano durante una serie de ataques contra una ciudad ucraniana cercana.

El ministro de Asuntos Exteriores, Dmytro Kuleba, ha presentado supuestas pruebas fotográficas para respaldar estas afirmaciones, sin embargo, Rumania ha rechazado la versión de Kiev de los hechos.

Las acusaciones sobre los drones estrellados en Rumania surge de la campaña rusa de un mes de duración dirigida a las instalaciones portuarias de Ucrania a lo largo del río Danubio.

Estas acciones tienen como objetivo obstaculizar las exportaciones de cereales de Ucrania a través de esta vía fluvial vital.

Dado que la mayoría de los barcos no pueden utilizar los puertos ucranianos del Mar Negro, Moscú parece decidido a frustrar los esfuerzos de Kiev por establecer rutas comerciales alternativas.

Paralelamente a estos acontecimientos, el presidente turco, Recep Tayyip Erdogan, viajó a Sochi, Rusia, para conversar con el presidente Vladimir Putinsegún recoge este martes la cadena BBC.

El objetivo principal de dichas conversaciones fue explorar la posibilidad de restablecer un acuerdo que permitiera a Ucrania exportar cereales de forma segura a través del Mar Negro. Este acuerdo, abandonado por Moscú en julio, se ha convertido en un punto clave de discordia.

El presidente Putin transmitió que el acuerdo sobre cereales no se restablecería hasta que se levantaran las sanciones occidentales a los productos agrícolas rusos. Sin embargo, sí anunció la intención de Rusia de proporcionar grano gratis a seis naciones africanas y ofrecer apoyo logístico sin costo alguno.

Ucrania sostiene que uno o más drones aterrizaron al otro lado del río, dentro de territorio rumano, pero, la ministra rumana de Asuntos Exteriores, Luminita Odobescu, afirmó que, por el momento, no se ha producido.

Por otro lado, el ministro de Asuntos Exteriores, Kuleba, expresó su frustración y describió la situación como “absolutamente obvia”. Sugirió que algunos de los aliados de Ucrania podrían estar mirando para otro lado para evitar verse envueltos en el conflicto.

Si se confirma que un avión no tripulado ruso entró inadvertidamente en territorio rumano, sería la primera vez que Rusia afectaría directamente a un Estado miembro de la OTAN.

eldiariony.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *