Sin la acción del DHS, cientos de miles de inmigrantes correrán el riesgo de perder sus autorizaciones de trabajo debido a retrasos en el procesamiento.

Por: AQUILES ROJAS

NUEVA YORK . – Los congresistas Adriano Espaillat (NY-13) y Jamaal Bowman, Ed.D. (NY-16) encabezaron una carta urgente del Congreso dirigida al presidente Biden, al Departamento de Seguridad Nacional (DHS) y al Servicio de Ciudadanía e Inmigración de los Estados Unidos (USCIS), instando a la administración a emitir una regla final provisional para mantener el actual período de extensión automática de autorización de trabajo de 540 días para los inmigrantes que solicitan renovar sus permisos de trabajo (EAD) con el USCIS. Sin acción por parte de la administración, esta importante extensión automática de 540 días expirará el 26 de octubre de 2023, y cientos de miles de inmigrantes correrán el riesgo de perder sus autorizaciones de trabajo y, como resultado, sus empleos y medios de vida.

El 4 de mayo de 2022, el DHS emitió una Regla Final Temporal que aumentó temporalmente el período de extensión automática de la autorización de trabajo para categorías clave de solicitudes de renovación del EAD de inmigrantes de 180 días a 540 días. Este período de extensión automática más largo, de 540 días, ha salvado a aproximadamente 420,000 autorizaciones de trabajo de inmigrantes de caducar mientras sus solicitudes de renovación de EAD todavía estaban siendo procesadas por el USCIS, ya que el USCIS a menudo tarda más de seis meses o más en procesar este tipo de solicitudes. Además, según datos del USCIS, al 16 de octubre de 2023, había aproximadamente 260,000 inmigrantes que habían solicitado renovar sus EAD y habían estado esperando a que el USCIS procesara sus solicitudes de renovación durante 180 días o más. Este es un problema importante, ya que una vez que la regla de extensión automática temporal de 540 días del USCIS expire el 26 de octubre de 2023, el USCIS volverá a emitir extensiones automáticas de 180 días para inmigrantes con solicitudes de renovación de EAD pendientes, poniendo a cientos de miles de EAD de inmigrantes en riesgo de caducar. Como tal, la carta insta al DHS a promulgar rápidamente una nueva regla final provisional para renovar el período de extensión automática de 540 días para los inmigrantes que solicitan renovar sus autorizaciones de trabajo con el USCIS.

“Si no se toman más medidas para extender esta importante regla de 540 días, cientos de miles de inmigrantes correrán el riesgo de perder sus autorizaciones de trabajo sin culpa alguna debido a las continuas demoras en el procesamiento por parte del USCIS”, dijo el Rep. Espaillat. “Si se permite que esto suceda, ciudades como Nueva York que actualmente reciben solicitantes de asilo verán una carga mayor, ya que muchos inmigrantes perderán sus empleos y se verán obligados a depender de los refugios de la ciudad. Las empresas estadounidenses también siguen experimentando una grave escasez de mano de obra en sectores como la construcción y la tecnología, entre otros. Para estas importantes industrias estadounidenses que emplean inmigrantes, una interrupción en las autorizaciones de trabajo de los inmigrantes resultaría devastadora. La acción recomendada en mi carta evitaría todo esto. Como nación de inmigrantes, Estados Unidos debe hacer lo correcto por sus comunidades de inmigrantes y permitirles continuar trabajando para mantener a sus familias”. 

“Los migrantes y solicitantes de asilo que huyen de la violencia y la persecución merecen ser recibidos con dignidad y compasión, empezando por concederles el derecho a trabajar”, dijo el Rep. Bowman. “Como neoyorquinos, siempre hemos marcado el camino al ser un faro para los inmigrantes y elevar sus contribuciones a nuestras culturas y comunidades. Los inmigrantes llegan a nuestro país deseosos de mantenerse a sí mismos y a sus familias y fortalecer nuestra economía. Estoy orgulloso de unirme al congresista Espaillat y a mis otros colegas para instar a los Servicios de Ciudadanía e Inmigración de los EE. UU. a mantener la extensión actual de la autorización de trabajo para que los inmigrantes reciban permisos de trabajo, de modo que puedan seguir teniendo acceso a sus empleos y medios de vida. Todo migrante y solicitante de asilo merece autorización de trabajo y espero que podamos seguir aplicando políticas que creen un sistema de inmigración centrado en la empatía y la humanidad”. 

La carta de Espaillat-Bowman fue firmada por 35 miembros del Congreso y también fue respaldada por el Asylum Seeker Advocacy Project (Proyecto de Defensa de Solicitantes de Asilo). 

“Da miedo cuando tu permiso de trabajo va a expirar y el gobierno no lo ha procesado”, dijo Charity R., solicitante de asilo de Nigeria y miembro del Proyecto de Defensa de Solicitantes de Asilo (ASAP). “He perdido el sueño preocupándome por la expiración de mi permiso de trabajo, por no poder obtener una licencia de conducir y por no poder pagar el alquiler si no puedo trabajar. Me entusiasma que los miembros del Congreso se unan a los miembros de ASAP para pedirle al Departamento de Seguridad Nacional que extienda inmediata y permanentemente los permisos de trabajo para los solicitantes de asilo y otros inmigrantes”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *